la penalización de Google

Penalización de Google. Descubre qué es y cómo evitarla

En varias comentarios he observado cómo algunos usuarios preguntan: ¿Qué es una penalización de Google en SEO?

evita la penalización de Google
evita la penalización de Google

El término “penalización” a menudo se usa muy libremente en los círculos de SEO.

Cuando un sitio experimenta un descenso en el tráfico y la visibilidad, el SEO a menudo dice que el descenso fue el resultado de una “penalización de Google”, aunque ese descenso se haya aplicado de manera manual o algorítmica.

Este uso del término, sin embargo, no es exacto.

El término “penalización de Google” con respecto al SEO, tiene un significado distinto y definitivo.

¿Qué es una penalización?

La única penalización verdadera (oficialmente) es una “acción manual” de Google.

Una acción manual es cuando un supervisor humano de Google ha examinado tu sitio web y ha disminuido tu visibilidad en las páginas de resultados del motor de búsqueda (SERP) por violar las directrices de calidad para webmasters de alguna manera.

Puedes ser penalizado por razones que no se enumeran aquí.

Una penalización de Google no es cuando tu sitio tiene una caída porque él haya implementado una actualización a su algoritmo general que afecta a muchos sitios, ya sea de manera positiva o negativa.

No hay un nombre oficial para este proceso. Pero cuando tu sitio pierde clasificaciones debido a las actualizaciones del sistema de búsqueda; a menudo se lo denomina “devaluación algorítmica/algorithmic devaluation”.

Por no ser un término común, es probable que el término «penalización de Google» sea tan frecuente. Sin embargo, las sanciones son específicas del sitio.

¿Cómo difiere una devaluación algorítmica a una penalización de Google?

Si has estado en SEO durante algún tiempo, seguramente habrás oído hablar de la temida acción manual.

Las acciones manuales son como su nombre lo indica: acciones aplicadas a tu sitio por Google, o más específicamente un supervisor humano, en lugar de un algoritmo.

Esto sucede cuando Google se da cuenta que has violado sus directrices para webmasters y te dan una “palmada en la mano” (o, a veces, un golpe completo), por lo que has hecho “mal”, en otras palabras, una penalización.

El impacto de estas penalizaciones aplicadas manualmente en los sitios difiere de una página a otra; dependiendo de la gravedad del problema y de las directrices para webmasters que se han violado.

Pueden variar desde una baja en la clasificación en algunos términos de consulta hasta la eliminación completa del sitio de los resultados de la búsqueda.

¿Cómo sabes si tienes una penalización de Google (acción manual)?

Debido a que Google ha aplicado la penalización directamente a tu sitio, te informarán cuando ocurra a través de Google Search Console.

Esta es una de las razones por las que es tan importante tener la consola de búsqueda configurada para tu sitio.

Google emite una acción manual contra un sitio cuando un supervisor humano ha determinado que las páginas en el sitio no cumplen con las pautas de calidad para webmasters de Google.

La mayoría de las acciones manuales abordan los intentos de manipular sus índices de búsqueda.

La principal diferencia entre las acciones manuales y los problemas algorítmicos es que todas las acciones manuales son conocidas y pueden revisarse en la página de soporte de Google para su comprensión y soluciones.

Con los cambios algorítmicos, la respuesta de Google es a menudo, bueno, no hay nada que arreglar.

¿Cuáles son los motivos de penalización de Google?

Las acciones manuales se pueden deber por:

  • Texto repetido y/o copiado.
  • Spam generado por el usuario.
  • Problema de datos estructurados.
  • Enlaces no naturales a tu sitio.
  • Contenido con poco o ningún valor agregado.
  • Enlaces no naturales de tu sitio
  • Encubrimiento y/o redireccionamientos engañosos.
  • Imágenes encubiertas.
  • Texto oculto y/o relleno de palabras clave.
  • El contenido de AMP (Accelerated Mobile Pages/ Páginas móviles aceleradas) no coincide.
  • Redireccionamientos móviles furtivos.

Cuando visitas el sitio para revisar estos elementos, Google tiene menús desplegables para cada uno que te indicarán cómo solucionarlos.

Estas soluciones, sin embargo, pueden ser complicadas.

Una vez que hayas identificado tu penalización de Google y la hayas solucionado, puedes enviar el sitio para una solicitud de reconsideración.

Así es como le pides a Google que elimine la acción o penalización aplicada manualmente.

La capacidad de poder enviar una solicitud de reconsideración también ayuda a distinguir una acción manual como una penalización de Google.

Si bien una acción manual puede eliminarse con una solicitud de reconsideración adecuada, una devaluación algorítmica no se puede.

Para problemas de algoritmo, debes esperar a que su propia actualización vuelva a ejecutarse.

Esta fue una de las disputas centrales con el viejo Penguin. Porque pasaron hasta dos años entre actualizaciones y muchos sitios no pudieron recuperar sus clasificaciones.

Con las acciones manuales, todo lo que tienes que hacer es arreglar y solicitar la eliminación.

Si Google cree que has hecho lo correcto para arreglar tu sitio y que no volverás a violar las pautas, te eliminará la penalización.

¿Por qué las devaluaciones algorítmicas no son penalizaciones de Google?

Esto es bastante simple.

Los algoritmos pueden devaluar los sitios y limitar su visibilidad y tráfico por no cumplir con las mejores prácticas de las Directrices para webmasters y los factores de clasificación de Google a los que se supone que apunta el algoritmo, pero también puede aumentar el valor del sitio y darle una visibilidad mucho más amplia y tráfico.

Debido a que los algoritmos pueden hacer que tu sitio suba o baje en términos de visibilidad y/o tráfico, una devaluación no puede clasificarse como una penalización de Google porque, si tu sitio se hubiese visto afectado al contrario, el término no podría aplicarse.

Notas finales

Los profesionales de SEO probablemente nunca dejarán de usar la versión coloquial del término “penalización de Google”.

Es mucho más fácil decirle a un cliente que tuvo una pérdida de visibilidad y tráfico debido a una penalización que tratar de explicar las “devaluaciones algorítmicas”, incluso si eso es lo que realmente son.

También te puede interesar:

Servicios técnicos de SEO. Siete consejos para mejorarlos

La ciencia de datos SEO. Consejos para usarla a tu favor

Deja un comentario